​¿Unidas Podemos es el eslabón débil del Gobierno?

|


Iglesias (Moncloa)


Pablo Iglesias. Fuente: Moncloa


Normalmente los sistemas suelen actuar contra elementos extraños que penetran en sus campos de actuación. Ocurre en varios órdenes de la vida y la política no iba a ser menos. Es una actitud defensiva contra algo que se intuye puede destruir al propio sistema por dentro. 


Podemos nació como una formación antisistema dispuesta a discutir todo. En sus primeros tiempos sus líderes atacaban a todo el sistema político y económico español. La famosa 'casta' y demás calificativos estaban a la orden del día.


Pero hete aquí que es más fácil destruir que construir y en el momento en que Pablo Iglesias y los suyos han tocado poder el sistema se ha puesto en jaque contra el intruso que intuye tiene en el organismo. 


Si ya para desgastar a los morados antes de tener competencias en el Ejecutivo se echaba mano de una supuesta financiación ilegal proveniente de Venezuela o Irán, lo cual le restaba votos pero en el ámbito judicial de poco servía, ahora el Poder Judicial parece que sí ve elementos para poner en su foco al socio minoritario del gobierno de Pedro Sánchez.


Y la derecha española (formada por PP, Vox y Ciudadanos) ve una buena ocasión para atacar a lo que intuyen el eslabón más débil del gobierno. Y más cuando con Sánchez el PSOE parece no ser ahora mismo la mejor diana para hacer caer al ejecutivo.


No tiene pinta el caso de supuesta financiación ilegal de Unidas Podemos de tener mucho recorrido, pero lo que hay que preguntarse es si la estrategia del espectro conservador es la más adecuada para restar votos a la esfera de izquierdas española. Al fin y al cabo si algún votante de Podemos cree algo de lo que está saliendo estos días su voto es bastante difícil que engrose las filas de los de Casado, Arrimadas o Abascal. 


   La derecha y el “socialcomunismo”