Polémicos muñecos colocados boca abajo en un puente con los logos de PP, PSC y Cs

El PP denunciará el “simulacro de asesinato de votantes”
|


Muu00f1ecos Barcelona


Muñecos colocados en un puente de Barcelona con las siglas del PP, PSC y Cs. Fuente: Societat Civil Catalana


Nueva polémica en Catalunya por la aparición en un puente de la carretera C-17 a su paso por Malla (Barcelona) de unos muñecos colocados boca abajo con los logos de Ciudadanos, PSC y PP. Los monigotes están acompañados por una pintada que dice: ‘Llibertat presos polítics’.


A primera hora de la mañana Societat Civil Catalana daba la voz de alarma e informaba de la colocación de estos objetos que según la asociación “simulan el asesinato de votantes de Cs, el PP y el PSC”. Finalmente han sido retirados por los Mossos d’Esquadra.



El Partido Popular informa por medio de un comunicado que denunciará “el simulacro de asesinato de votantes”. El candidato a las elecciones del 21-D, Xavier García Albiol, lo atribuye al “fanatismo que han generado Oriol Junqueras y Carles Puigdemont. El nivel de odio de algunos independentistas recuerda las maneras mafiosas del cártel de Medellín”.


Fuentes de la policía catalana indican que han recibido el aviso sobre las 9 horas. Los Mossos han retirado estos siete muñecos este mediodía y han abierto una investigación para identificar a los autores, diligencia que ha causado cierta controversia dentro de la Guardia Civil.


Este hecho anecdótico ha vuelto a avivar la tensión entre las FCSE y los Mossos d’Esquadra. Un desafortunado ‘tuit’ en la cuenta oficial del Instituto en el que se ponía en duda el trabajo de la policía catalana ha sido el centro de la polémica.


“Pues si son los Mossos los que investigan vamos a ponernos cómodos”, decía el comentario que ha sido rápidamente borrado y por el que la Benemérita ha pedido perdón a los Mossos. Las disculpas han sido aceptadas con un escueto mensaje en la red del pajarito.




   Los Mossos investigados por declaraciones en redes y medios tras el 1-O
   Santi Vidal acordó con ERC un 'sueldo' de 3.000 euros por aceptar su dimisión como senador
   La Hacienda catalana de Junqueras habría costado entre 350 y 500 millones de euros anuales

Comentarios