CiU y PSC rompen en Girona

|


MartaMadrenas

Imagen de archivo de Marta Madrenas con Artur Mas. Fuente: Europa Press


Primeros daños colaterales tras la proclamación de la independencia de Catalunya en el Parlament y la aprobación del artículo 155 de la Constitución por el Senado. El PSC y CiU (actual PDeCAT) ponen punto y final a su pacto de gobierno en el Ajuntament de Girona.


Tras una reunión entre la socialista Sílvia Paneque y la alcaldesa Marta Madrenas, socialistas y demócratas deciden, de mutuo acuerdo, romper su alianza en la capital gerundense porque, según señalan en un comunicado, el nuevo escenario podría provocar "dificultades" y "contradicciones" dentro del gobierno.


Marta Madrenas destaca que la decisión ha sido tomado teniendo en cuenta las "circunstancias excepcionales que se han producido en el Parlament y el Senado". La alcaldesa subraya que hasta ahora el pacto ha funcionado de manera "excelente" y señala que, ante la situación actual, ambos partidos han demostrado "lealtad institucional" al acordar la disolución de su acuerdo de gobierno. 


La demócrata, que por el momento seguirá gobernando en solitario, promete "mantener la estabilidad" y pide al resto de grupos municipales "responsabilidad de ciudad y país" en estos momentos y mientras se reorganizan las áreas de gestión.


Por su parte Sílvia Paneque aprovecha el comunidado para condenar la "judicialización de la política", recordar su posición contraria a la aplicación del 155 por parte del Gobierno central y para recalcar que todo el mundo "tiene derecho a votar y decidir su futuro".

 

   El Procés, de propaganda a obra de teatro sin final feliz
   ERC y PDeCAT ofrecen el oro a Colau para que rompa su relación con el PSC
   El PDeCAT revisará los pactos municipales con el PSC si apoya el 155