​Más de 104.000 perros y de 33.300 gatos fueron abandonados en 2016

|


Cachorrosabandonados


El verano es la temporada del año en la que se experimentan más abandonos de mascotas. Los perros y los gatos de nuestros hogares son los grandes perjudicados del periodo estival. La legislación no ayuda a estos animales que son considerados una posesión y no un ser vivo que debe disponer de sus propios derechos. Los animales no son cosas.


En todo el año 2016, según datos facilitados por la Fundación Affinity, la cifra de canes recogidos por sociedades protectoras en España asciende a los 104.447 mientras que la de mininos se sitúa en los 33.335. Sin embargo estas cifras solo revelan los números de aquellos que consiguen llegar a manos de asociaciones. Otros se quedan en el camino y mueren atropellados o de hambre en las calles, los bosques y las carreteras españolas.


Los datos son alarmantes y muestran una tendencia que se estanca con respecto al año 2015. Tras varios años de concienciación el abandono experimentaba un decrecimiento gradual año tras año pero ahora se mantiene estable y supera los 137.000 abandonos. El verano es la época ideal’ para abandonar mascotas, más del 40% se producen entre los meses de mayo, junio, julio y agosto.


El 89% de estos animales recogidos por las protectoras son abandonados a su suerte y encontrados por la entidad, la policía o personas particulares. Solo el 11% son entregados directamente a las asociaciones.


Del total de animales de compañía recogidos consiguen ser adoptados el 45% y el 16% se corresponde a aquellos que se habían perdido y han podido ser devueltos a sus familias al estar correctamente identificados. El 12% continúa en las protectoras y el 7% han sido sacrificados.


En cuanto a su perfil el 78% de los perros y el 91% de los gatos son mestizos y la mayoría se encuentran en la edad adulta. Los principales motivos del abandono, según Affinity, son las camadas indeseadas, el comportamiento del animal y el final de la temporada de caza.



   ​En vacaciones colecciona momentos felices, no selfies
   ​¿Qué trastornos mentales buscamos más en Google?