La nueva ley catalana de herencia digital ya está en vigor

El proyecto de ley que se inició en febrero acaba su periplo
|


Ordenador


La Ley 10/2017, de 27 de junio, de las voluntades digitales y de modificación de los libros segundo y cuarto del Código civil de Cataluña, ya está en vigor, tras haber sido aprobada a finales de febrero. Fue publicada en el DOGC el 29 de junio.


La ley tiene dos claros objetivos. Por una parte lograr que las personas puedan manifestar sus voluntades digitales, incorporándolas a un nuevo registro creado a tal efecto, para que todo heredero, legatario, albacea, administrador, tutor o la persona designada a tal efecto para su ejecución actúen ante los prestadores de servicios digitales después de su fallecimiento o en caso de tener la capacidad judicialmente modificada.


El segundo sería la regulación de la actuación de los padres y tutores en defensa de los derechos de los menores en las redes sociales, posibilitando que velen por que la presencia de dichos menores y tutelados en entornos de carácter digital sea adecuada así como permitir que promuevan determinadas medidas de protección ante prestadores de servicios de carácter digital. Todo ello con la asistencia de los poderes públicos si fuese necesario.


Estando ante una norma novedosa en nuestro país pero con algunas de sus previsiones ya incluidas en el Anteproyecto de Ley Orgánica que sustituirá a la Ley de Protección de Datos hoy vigente en España para adecuarla a las actuales exigencias de la normativa comunitaria


   ​El Parlament de Catalunya aprueba la ley de voluntades digitales
   El testamento digital continúa su camino en el Parlament