​El Síndic investiga la situación de las residencias de ancianos de Barcelona

El Ajuntament de Barcelona solicita a la Generalitat que abra un concurso público
|


SOSGentGran


El Síndic de Greuges informa hoy que desde hace meses investiga las residencias de ancianos de Barcelona y solicita ahora información a la Generalitat, concretamente al departamento de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias, organismo competente en este ámbito.


Rafael Ribó, representante del pueblo catalán, explica que se han presentado desde enero de este año un total de 7 denuncias por parte de familiares referidas a problemas con la atención, la limpieza de las instalaciones, la calidad de la alimentación y la existencia de una dieta poco equilibrada. Los denunciantes señalan además carencias de equipamientos, el mal estado de algunas instalaciones y problemas con el suministro de medicamentos, entre otras cuestiones.


Estos familiares se concentraban hoy frente al departamento de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias para reclamar a la Generalitat la búsqueda de soluciones urgentes. La situación de las residencias la hacían pública hace semanas la Plataforma SOS Gent Gran BCN y la FAVB que denunciaban en un principio a cinco centros de titularidad pública gestionados por la UTE formada por OHL-Servicios Ingesan y Asproseat. Desde estos colectivos señalan que la preocupante situación no afecta solamente a estas residencias sino que se observa en muchos casos.




El Ajuntament de Barcelona pide a la Generalitat la apertura de un nuevo concurso público


Tras la reunión mantenida ayer entre la teniente alcalde de Derechos Sociales, Laia Ortiz, y los familiares que han denunciado la precaria situación de los centros para personas mayores, el Ajuntament de Barcelona insta a la Generalitat a que, de manera urgente, se realice un nuevo concurso público para poner fin a la problemática de las cinco residencias barcelonesas denunciadas.


El Ejecutivo pide al Govern de Puigdemont que “se comprometa públicamente” a hacer un concurso antes de que acabe el año” para arrancar así el 2018 con “unas nuevas condiciones laborales y una mejora de los ratios de personal en los centros”. Los contratos, que finalizan este año, pueden ser prorrogados de manera sucesiva ocho años más, por lo que solicitan a la Generalitat que resuelva inmediatamente todas las deficiencias detectadas por los familiares”



   ​La CUP denuncia gastos para comidas y viajes de grupos políticos y cargos de AMB por más de 20.000 euros
   ​Pena máxima para Airbnb por parte del Ajuntament de Barcelona
   ​La CUP de Barcelona exige la dimisión de la presidenta de TMB por el conflicto del Metro