Rajoy responde a Puigdemont: No en privado, no en público y no por escrito

|


PuigdemontRajoy


El presidente del Gobierno responde al presidente de la Generalitat con otra carta. En menos de 24 horas se inicia el ‘carteo’ entre presidentes que pretendía ser el pistoletazo de salida para las negociaciones por el referéndum. Puigdemont utilizaba un tono aparentemente más conciliador para tratar de encontrar una solución pactada con el Estado pero Rajoy no tiene el horno para bollos y se muestra contundente: no cabe negociación sobre la consulta independentista “a espaldas de los verdaderos cauces democráticos y de la Ley”.


Puigdemont, que ya preveía la respuesta, afirmaba que su propuesta era “sincera” y exigía una pronta contestación. Rajoy cumple con su solicitud y el Govern ya tiene ahora el no del Gobierno por escrito. El líder catalán advertía de que se trataba de la “últimaoferta para el pacto. Se rompe por tanto, según las palabras de Puigdemont, la ‘Operación Diálogo’.


En el escrito, con dos hojas en las que el presidente del Gobierno aprovecha para explayarse, afirma que su “voluntad de dialogar y llegar a acuerdos” es “plena y sincera” y defiende que esto ha quedado claro “a lo largo de los años”. Acto seguido advierte de que esta predisposición tiene un límite: “el respeto a la soberanía nacional y al Estado de Derecho”.


Ni usted ni yo” dice Rajoy “tenemos capacidad para negociar sobre aquello de lo que no disponemos”. Lanza ahora el primer dardo escrito a la propuesta del Govern: “ello supondría hurtar de sus derechos al conjunto del pueblo español, y por ende, a los catalanes”. Y para terminar de rematar a Puigdemont asegura que “ningún legítimo gobernante puede proceder de esta manera”.


El segundo ataque viene en nombre de la Constitución y del respeto a la Ley. Dice el líder del Ejecutivo central que no puede aceptar tal invitación que supone “una forma de vulnerar el núcleo esencial de la Constitución Española”. Vuelve a repetir que el Congreso de los Diputados le abre las puertas al Govern para debatir sus propuestas “ahí donde deben debatirse las aspiraciones que nuestro pluralismo político ampara”.


Rajoy, sin tono amistoso que valga más allá de llamar a Puigdemont estimado President”, no confía en la propuesta de negociar del Govern. Mariano recalca que “mal se compadece el diálogo que dice ofrecer con la amenaza de una declaración de independencia” en caso de no satisfacer sus demandas, y critica que no se puede actuar a espaldas” de la Constitución y de la Ley.


Concluye en su carta el presidente del Gobierno que no solo considera “inexcusable volverle a reiterar” la imposibilidad de “tomar parte en aquello que propone, sino también la imposibilidad” de que su Govern “plantee tan grave amenaza a la convivencia y al orden constitucional”.



No hay trato. Rajoy dice que no hay negociación posible sobre el referéndum. Por si alguien todavía no lo tenía claro el presidente del Gobierno se muestra contundente y deja por escrito el no al pacto entre Estado y Generalitat sobre la consulta independentista.


Puigdemont anunciaba ayer que se trataba de la última vez que presentaba una propuesta para negociar. En varias ocasiones miembros del Ejecutivo catalán han reiterado su intención de convocarlo con o sin la aprobación del Gobierno central. En el caso de continuar con el referéndum parece previsible que las cartas que reciba a partir de ahora el Govern procedarán del Tribunal Constitucional.


La negociación, si alguna vez existió, cierra sus puertas. ‘Operación Diálogofallida sin tomamos como firmes las declaraciones de Puigdemont.



   Puigdemont a Rajoy: Hay una carta para ti
   ​Puigdemont advierte de que se agota el tiempo para alcanzar un referéndum pactado
   ​La Generalitat prepara la independencia unilateral en el caso de no haber referéndum

Comentarios