​Llegó el momento de cambiar el Zoo de Barcelona

|

Llegó el momento de cambiar la concepción que el mundo tiene sobre los zoológicos. Hasta ahora se veían como espacios de entretenimiento donde los animales se convertían en protagonistas de un espectáculo en el que todos (o al menos una inmensa mayoría) hemos participado. Es hora de cambiar conciencias. Es hora de continuar en el progreso. Es hora de ver el mundo como un espacio de convivencia y no de sometimiento. Animales somos todos.


El Ajuntament lanza su nuevo Plan Estratégico para el Zoo de Barcelona. Las prioridades de este programa serán la conservación, la investigación y la educación. Es un paso adelante. Las noticias alarmantes en cuanto al estado de conservación de especies y sus hábitats naturales a nivel mundial obligan a la creación de programas que defiendan la supervivencia de los animales. 

El 3 de abril se dará salida a una nueva campaña para acercar el modelo de futuro del zoológico a la ciudadanía y que pretende posicionar esta institución como un importante aliado de la biodiversidad. Así se presenta: “Somos ZOO porque amamos a los animales y somos LÓGICOS porque detrás de cada animal hay un proyecto”. En esa vía se celebra la presentación del nuevo director del recinto, Antoni Alarcón, de profesión biólogo.


Es una buena noticia pero quizás insuficiente si no hay un cambio en la forma de gestionar y mantener a los animales. Los zoos deberían ser lugares de protección y de educación del mundo animal y no espacios de exhibición de lo exótico. Esta misma semana la plataforma que conseguía retirar las corridas de toros de Catalunya lanzaba una nueva iniciativa popular para que el modelo de zoológico en Barcelona consiga dar una vuelta de 180 grados.



ZOOXXI necesita 14000 firmas para que los animales del zoo tengan voz en el Pleno. La iniciativa tiene como objetivo crear una red global de zoológicos que trabajen conjuntamente para la conservación de los hábitats naturales. Quieren que el zoo de Barcelona sea el primero en dar el paso para la verdadera conservación de las especies. Al igual que el nuevo Plan Estratégico defienden la conservación, la investigación y la educación. Pero de otra manera. Ellos no pretenden cerrar estos espacios, quieren reconvertirlos. Su objetivo es girar la perspectiva del recinto hacia la protección de las especies.

Esta plataforma tiene como prioridad que estos espacios dejen de estar al servicio del entretenimiento del visitante para estar al servicio de los animales y que la reproducción de la especie no responda a intereses mercantilistas. Además solicitan la creación dentro del recinto del refugio de las 3R (rescate, recuperación y reubicación) para que aquellos animales que no disponen de políticas públicas de protección puedan seguir adelante. Tienen menos de 120 días para recaudar firmas.


La misión no es fácil. Tampoco lo era retirar las corridas de toros de Catalunya. Los animales del Zoo podrán tener voz si la ciudadanía es capaz de comprender de donde venimos. Sin sentirnos una especie superior. Sin considerarnos los dueños de la naturaleza. Es así como se consigue convivir con los demás. Cambiemos el modelo del zoo y aprenderemos juntos. Animales somos todos y no debemos olvidarlo.