​UGT Catalunya denuncia a BonÀrea

|


UGT-FICA de Catalunya denuncia a BonÀrea ante Inspección de Trabajo por presunto fraude en la contratación de trabajadores. La organización sindical apunta a la supuesta cesión ilegal de 316 empleados de al menos 13 centros del grupo cárnico catalán. La mayoría de los contratos ilegales a los que se refiere la acusación se encuentran en el cuartel general de la empresa en Guissona.


UGT ha interpuesto la denuncia después de que el 1 de noviembre estos trabajadores, que hasta el momento trabajaban en la compañía como autónomos, fueran subcontratados por ETTs en vez de ser integrados a la plantilla. 


BonÀrea cuenta que esos trabajadores hace "actividades complementarias y subsidiarias" con una organización diferenciada. No obstante, el sindicato destaca que el personal subcontratado realiza actividades laborales propias de la empresa, opera bajo sus directrices y sigue los mismos turnos y horarios que el resto.


   ​Retiran varios lotes de fuet de Embutos Solà por casos de salmonelosis en Francia