​Afectaciones a la fiscalidad por la moratoria del alquiler de negocio

Tanto IVA como IRPF pueden verse afectados
|


Oficina AEAT


Fuente: AEAT


Ante la problemática del alquiler de locales de negocio el Gobierno dio respuesta por medio del RD Ley 15/2020, con medidas como la moratoria del alquiler de este tipo de bienes inmuebles, con el fin de intentar paliar el gran impacto económico del cierre de los comercios en sus inquilinos.


El tema de la fiscalidad de este artículo pretende clarificar cuándo deberá tributarse por las rentas aplazadas centrándose en los dos impuestos más fundamentales, esto es, el IVA y el IRPF.

  • Sobre el IVA, teniendo en cuenta la normativa del impuesto, deberá satisfacerse cuando sea exigible el alquiler del bien. Así mientras las rentas aplazadas no puedan exigirse, como consecuencia de la moratoria en este supuesto, no habrá obligación de repercutir el IVA mientras dure esa situación. Igualmente el arrendador tampoco estará obligado a ingresar la cuota del IVA.
  • De igual modo en el IRPF no se producirá el devengo mientras las rentas no puedan exigirse. Incluso la Agencia Tributaria (AEAT) ha informado en su web que el hecho de que el inmueble siga alquilado supondrá que no haya que imputar rentas inmobiliarias. Si la tributación es en concepto de actividad económica, el arrendador tampoco deberá incluir en su IRPF esas rentas.
  • Igualmente si el arrendamiento está sujeto a retención (IRPF), siendo el inquilino una mercantil, un empresario o profesional, por lo que la obligación de retener no aparecerá hasta que se pague la renta nuevamente. Será en ese momento cuando el arrendador pueda deducirse la retención practicada.

   ​Cuidado con los bonus e incentivos que se cobran al declararlos