​Torra se enfrenta al TSJC y se niega a retirar el lazo amarillo del Palau de la Generalitat

|


Quim Torra 1 (Jordi Bedmar Govern)


Quim Torra, presidente de la Generalitat. Fuente: Jordi Bedmar/Govern


Quim Torra no acatará la orden del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC). El líder del Govern se niega a retirar la pancarta a favor de la libertad de los presos independentistas de la fachada del Palau de la Generalitat.


El juntero ha denunciado en un comunicado el ultimátum de 48 horas del Alto Tribunal catalán y ha anunciado que presentará un recurso contra su decisión. Torra considera que la orden de quitar la pancarta de la fachada del edificio público es una “vulneración flagrante del derecho a la libertad de expresión y opinión”.


La Sección Quinta de la Sala Contencioso Administrativa ha ordenado que el presidente de la Generalitat retire este símbolo y le pone de plazo 48 horas. El TSJC, que dicta esta medida a instancias de Impulso Ciudadano, hace referencia en su escrito a la neutralidad institucional y entiende que su retirada no ocasiona una “perturbación grave de los intereses generales o de tercero”, sino al contrario.


Torra se negó a retirar esta pancarta en la campaña electoral de las municipales del 26-M, a pesar de que se lo había reclamado la Junta Electoral Central (JEC). Por estos hechos, el político acabó siendo denunciado por un delito de desobediencia y será juzgado por ello el 18 de noviembre.  


   ​La juez del 1-O manda al TSJC a Lluís Salvadó