​TV3 y Catalunya Ràdio se preparan para la más grande de las batallas

|


Vicent Sanchis (CCMA)

Vicent Sanchis, director de TV3. Fuente: CCMA


Ya lo dejaron claro tanto el director de TV3, Vicent Sanchis, como de Catalunya Ràdio y Medios Digitales, Saül Gordillo, la 'Corpo' lo dará todo y más allá para dar la máxima cobertura al juicio de los políticos presos procesistes.


En la comparecencia del 25 de enero ante la Comisión de Control de la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales (CCMA) en el Parlament estos conocidos adeptos a la causa de Puigdemont y los suyos no dudaron en desgranar cual será su hoja de ruta para resultar un altavoz acorde a los apetitos del Frente Nacional gobernante.


Así Sanchis no dudó en dejar claro que estas semanas toda imagen de TV3 o del 3/24 estará a la orden de lo que ocurra en el juicio como si no hubiera un mañana. Gordillo por su parte utilizó la palabra mágica, “internacionalización”, que es su idea para emitir también en inglés la cobertura digital de esta información (además de en catalán y castellano).


Los medios públicos catalanes dependientes de la mayoría parlamentaria procesista parece que no se cortan un pelo a la hora de hacer lo que mejor saben para la causa: emitir propaganda. Y esta es una ocasión que ni pintada para poner la maquinaria en marcha y justificar con hechos el facturón que le cuesta a los catalanes mantener unos entes con unas plantillas muy numerosas y entregadas a la causa.


Desde el primer día estos entes han puesto toda la carne en el asador. Primero pasando por víctimas, cosa ya muy habitual y cansina, al denunciar que un establecimiento privado no les permitía montar sus escenario en sus instalaciones. Después los lloros han continuado cuando el ministerio de Justicia ha prohibido montar escenarios a las puertas del tribunal fijando un perímetro de seguridad para todos los medios.


En algún diario digital bien regado por las correspondientes subvenciones no han dudado en engordar el tema afirmando en un titular sobre la noticia que se prohibía a TV3 colocar sus instalaciones de seguimiento. Había que leerla para percatarse de que a TVE -y a todos- también. Curiosa forma de dar la información...


Ciertamente todos los tentáculos del poder procesista se han preparado para este evento como si fuera la más grande de las batallas. Y los medios de comunicación públicos especialmente se han esmerado en ello. Para la 'Corpo': “Catalunya afrontarà un dels moments més decisius de la seva història”.


Ya desde el juicio a Jordi Pujol por Banca Catalana esta forma de operar victimista y controladora del nacionalismo había creado escuela. Cualquier cosa para evitar las responsabilidades propias es lícita aunque sea moralmente reprobable... o lo que es lo mismo: el fin justifica los medios.


Que unos medios públicos se pongan tan descaradamente a favor de una determinada opción política, aunque sea la gubernamental, demuestra que algo no funciona en Catalunya como sociedad occidental. Personificar a los presos y a determinada ideología con Catalunya como si no existiera nada más nos muestra que tenemos un problema de difícil resolución. 


   El Procés se agarra al juicio para seguir a flote