​La CUP 'pasa' del Consell de la República y del Fórum Cívic i Constituent inventado por el Procés

Carles Riera anuncia una acción de “boicot” cupaire en el Parlament
|


Carles Riera (TV3)

Carles Riera, representante de la CUP en el Parlament. Fuente: TV3


La CUP no formará parte de los entes independentistas de nueva creación llamados Consell de la República y Fórum Cívic i Constituent. El representante del subgrupo cupaire en el Parlament, Carles Riera, ha hablado claro y ha avanzado que su formación comenzará una acción de “boicot” en la Cámara catalana contra las políticas de acatamiento por parte del Govern de Torra.


El diputado ha asegurado que no se implicarán en el Consell de la República y el Fórum Cívic i Constituent por tratarse de gestos con efecto pero sin efectividad, ya que desde hace meses el Ejecutivo catalán “no da muestras de voluntad de ruptura”. “Si aquí no hay ruptura, el Consell de la República es un elemento simbólico. ¿Qué recorrido puede tener?”, ha justificado.


El anticapitalista ha reiterado que, tal y como decidió el Consell Polític de la CUP este sábado, no participarán en nada que consideren autonomista con el objetivo de “tensionar y hacer evidente que hace falta seguir por la vía unilateral”: “Ponemos la tarjeta roja sobre la mesa” y “no hablaremos de nada que implique colaborar con esta gobernabilidad autonómica”.


“No fuimos al Parlament para gestionar la autonomía”, ha sentenciado Riera en una entrevista en Els Matins de TV3, en la que ha apuntado que están presentes en la Cámara para avanzar hacia la “ruptura democrática” y “ejercer la autodeterminación”.


Preguntado por cuáles son las acciones que tienen previsto llevar a cabo, ha adelantado que están dispuestos a dejar sus 4 escaños vacíos en votaciones que, a su juicio, no vayan en la dirección de desobedecer las órdenes procedentes desde Madrid, si bien ha matizado que sí apoyarán aquellas que supongan "ganar soberanía al Estado y a las empresas del Ibex 35". 



La división del bloque de la DUI se ha vuelto a materializar este lunes. Los cupaires no han ido a Waterloo, como sí han hecho los otros grupos y entidades soberanistas, para reunirse con el expresidente de la Generalitat en un encuentro convocado por  Puigdemont para mostrar una imagen de unidad independentista tras los últimos rifirrafes entre partidos. 


La ruptura de la CUP con JxCat y ERC es aparentemente un hecho que pone en serios aprietos a los socios del Govern, que tienen pendientes sus presupuestos. 


   La CUP rompe con JxCat y ERC