​Pere Aragonès rechaza el plazo impuesto por la ANC y regala a Sturgeon el polémico lazo amarillo

La ministra principal escocesa se pone el símbolo en apoyo a los presos independentistas
|


Sturgeon y Aragonu00e8s (Twitter Govern)

Aragonès y Sturgeon en Glasgow. Fuente: Twitter Viceprèsidencia


El vicepresidente del Govern, Pere Aragonès, ha regalado a la ministra principal de Escocia, Nicola Sturgeon, un lazo amarillo y un libro (Born in Catalonia) en su reunión en Glasgow. La dirigente escocesa se ha puesto en la solapa de la chaqueta este símbolo en apoyo a los presos independentistas, tal y como ha informado la Generalitat.


Ambos nacionalistas han departido durante alrededor de media hora sobre temas relativos a la economía, tales como la creación de un banco público catalán, pero también han hablado de la situación política en Catalunya: han comparado sus procesos soberanistas y han compartido sus visiones en relación a las vías para lograr la independencia.


En este sentido, Aragonès ha afirmado que han llegado a coincidir en que el único camino es el democrático. “Hemos convenido que la vía es la democracia y, por tanto, perseverar”, ha dicho el también presidente adjunto de ERC, que ha señalado que esta es la estrategia, aunque ha admitido que se trata de una “apuesta” que les obliga a veces a ser “más pacientes de lo que quisiéramos”.


En referencia a la advertencia de la ANC, que pidió al Govern tener un plan para implementar la república catalana antes del 21 de diciembre de 2018, ha rechazado poner plazos. “Cuando nos han puesto un plazo siempre nos ha ligado las manos”, ha admitido Aragonès, que ha apuntado que la hoja de ruta consiste en “construir el camino y no tanto poner fechas”. “El camino son los grandes consensos y las mayorías inapelables”, ha sentenciado el republicano.


   ​Aragonès frena a Torra y avisa de que no se puede tener prisa para hacer la república