Los errores del PP en el sí absoluto del Congreso a la exhumación de Francisco Franco

|


Valle de los Cau00eddos

El Congreso da luz verde a la exhumación de Franco. Fuente: Europa Press


El segundo paso para desenterrar a Franco ya ha sido dado este jueves en el Congreso. El pleno ha dado luz verde a la exhumación del dictador al convalidar con la la abstención del PP, Ciudadanos, Unión del Pueblo Navarro y Foro Asturias, el decreto ley aprobado por el Gobierno del PSOE el 24 de agosto y que da cobertura jurídica a la retirada del cadáver del militar del Valle de los Caídos, para la que todavía no hay fecha. 


No ha habido sorpresas, pero sí anécdotas. Como estaba previsto la propuesta ha contado con el visto bueno de Unidos Podemos, PNV, ERC, PDeCAT, Compromís, EH Bildu, Coalición Canaria y Nueva Canarias, además, como es obvio, del Grupo Socialista. El pie de página ha aparecido con dos votos rojos procedentes de la bancada popular. 


Los diputados del PP, Jesús Posada (expresidente del Congreso), y el catalan José Ignacio Llorens (portavoz de Agricultura del Grupo Parlamentario Popular), pasarán a la historia parlamentaria -y a la Wikipedia- como los únicos políticos del Congreso de los Diputados que han votado en contra de la exhumación de Franco. Posteriormente han explicado que se equivocaron al pulsar el botón. 


Pero los errores populares no se han quedado ahí, ya que previamente Isabel Borrego, miembro de la dirección del Grupo Popular encargada de recordar a sus compañeros qué deben votar en cada iniciativa (se marca levantando uno, dos o tres dedos) se ha equivocado al indicar un voto negativo, lo que ha levantado murmullo y risas en el hemiciclo. En este caso, Borrego ha podido rectificar a tiempo.


Finalmente el decreto ley ha sido convalidado por la mayoría absoluta de la Cámara  (176 votos a favor), frente a 165 abstenciones, más los dos 'noes' populares. El Gobierno da así un paso más para que Franco ponga los pies fuera del del Valle de los Caídos.




   Pedro Sánchez renuncia ahora a convertir el Valle de los Caídos en un museo