​El Ajuntament de Barcelona acota la presencia de turistas en el Mercat de Santa Caterina

|


Mercat Santa Caterina

Òscar Martín, Gala Pin, Agustí Colom y David Barroso. Fuente: Europa Press


El Ajuntament de Barcelona limita la presencia de turistas en el Mercat de Santa Caterina. El Govern de Colau prohibirá a partir de este viernes el acceso de grupos turísticos con guía de 15 o más personas los fines de semana del 1 de abril al 30 de octubre durante todo el horario de apertura del mercado, para evitar que la actividad turística interfiera en su funcionamiento.


La medida ha sido consensuada con los paradistas y los guías turísticos habituales del mercado, según ha dicho el regidor de Mercados, Agustí Colom, en la rueda de prensa este martes junto a la edil del distrito de Ciutat Vella, Gala Pin; el vicepresidente de la Asociación de Paradistas del mercado, David Barroso; y el integrante del Instituto Municipal de Mercados de Barcelona (IMMB), Òscar Martín.


Por otra parte, el personal de seguridad echará a pequeños grupos y personas que obstaculicen la compra normal de los clientes, que dificulten el paso, toquen productos, consuman alimentos o bebidas fuera de las zonas habilitadas y generen ruido, entre otras conductas.



David Barroso ha destacado que grupos turísticos pasean por el espacio y que los más numerosos dificultan la compra, sobre todo, ha añadido, después de que se prohibiese su entrada en el Mercat de la Boqueria. Por su parte Agustí Colom ha reconocido que en el caso de la Boqueria se ha trabajado “a remolque de la situación”, pero ha subrayado que en Santa Caterina quieren ir por delante y prevenir la problemática.


Preguntado por los medios, el regidor de Mercados ha sostenido que este tipo de medidas se podrían llevar a cabo en otros mercados. En este sentido ha apuntado que en el Mercat de Sant Antoni, que ha reabierto recientemente sus puertas en su ubicación original, abordarán con paradistas y su asociación sus posibles demandas, aunque ha asegurado que la prioridad ahora es trabajar para consolidar el mercado. 


   El Mercado Central de Sabadell se convierte en el primero de España en instalar una consulta de medicina primaria