​El fugado Puigdemont pide al Tribunal Supremo que no le llame “huido”

Su abogado defiende que abandonó España “legalmente”
|


Puigdemont (JxCat)

Carles Puigdemont en la llamada por él 'Casa de la República' de Waterloo. Fuente: Europa Press


El fugado de la Justicia española, Carles Puigdemont, le ha pedido al Tribunal Supremo que no se refiera a él como huido, ya que considera que este es un término “peyorativo”.


El abogado Jaume Alonso Cuevillas ha presentado este martes un escrito ante el Alto Tribunal en el que afirma que la palabra “huidos” para referirse a sus patrocinados Clara Ponsatí, Lluís Puig y Carles Puigdemont es “indebido”, por lo que reclama al TS que subsane el error.


El letrado ha explicado en este documento que ha compartido en Twitter que en algunas de las resoluciones se ha utilizado este término que no considera “gramaticalmente exacto” para hacer alusión a sus clientes. Un ejemplo es el auto del 9 de julio del juez Llarena, en el que daba por concluida la instrucción y abría una pieza separada sobre los procesados huidos.


Ante el uso de esta expresión Cuevillas pide que se modifique e incluso sugiere a la Sala de lo Penal que en sus próximos autos identifique a sus defendidos como “procesados ausentes”. De hecho, argumenta que el Diccionario de la Real Academia Española (DRAE) define “huido” como la persona que “anda receloso o escondiéndose por temor a algo o alguien”.


“Mis representados ni se esconden, puesto que la Administración de Justicia sabe perfectamente donde se encuentran, ni andan recelosos salvo las naturales prevenciones que les provocan la naturaleza y modo de instrucción de un proceso de naturaleza eminentemente política como el que nos ocupa”, justifica el abogado de Puigdemont.


Asimismo Cuevillas afirma que Puigdemont y los exconsellers salieron “legalmente” de España, “sin que pesara sobre ellos orden de detención ni diligencia alguna que les afectara”. En este punto cabe recordar que esto pasó cuando la juez Lamela les citó a declarar el pasado 2 de noviembre. Los clientes de Cuevillas se fueron de Catalunya para evitar su comparecencia ante la magistrada que dictó entonces una orden de detención nacional y la primera OEDE contra ellos. 



   Puigdemont y Ponsatí se suman a la campaña de los presos independentistas para evitar a los jueces del Procés