El Barça cosecha su primera derrota de la pretemporada en un morboso partido ante la Roma

|


Sergi Roberto (FCB)
Sergi Roberto en el partido ante la Roma. Fuente: FCB


El FC Barcelona ha sufrido este miércoles su primera derrota de la pretemporada al caer contra la AS Roma (2-4) en un partido disputado en el estadio AT&T Stadium de Dallas (Estados Unidos) en la segunda jornada de la International Champions Club.


Aún sin estrellas mundialistas como Messi, Luis Suárez, Jordi Alba, Busquets o Piqué, el equipo azulgrana ha continuado con la preparación con un partido con especial morbo tras el fallido fichaje de Malcom por el club romano y por la eliminación culé en la pasada Champions.


El equipo de Ernesto Valverde saltó al campo con una alineación en la que destacó la presencia de Marlon y Lenglet como centrales, y la capitanía de Sergi Roberto en el centro del campo, acompañado de Arthur y Rafinha. Munir El Haddadi jugó su segundo partido como titular y tuvo las dos primeras ocasiones del partido.


El Barça abrió la lata en el minuto 6 con un gol de Rafinha, tras una triangulación entre Sergi Roberto, Malcom y Munir. El equipo culé logró materializar el dominio del balón durante bastantes minutos de la primera parte. Tan solo una fantástica internada de Justin Kluivert, en la que desbordó a Lenglet, supuso el empate al asistir a El Shaarawy que remató desde el punto de penalti.


Así se llegó al descanso con la sensación de que el FC Barcelona tuvo la posesión pero no acabó de ser incisivo. La Roma, agazapado durante prácticamente toda la primera parte había igualado la contienda con tan solo un par de ocasiones de gol.


La segunda parte comenzó con un gol anulado a El Shaarawy en el minuto 45. A continuación, el primer carrusel de cambios. Ernesto Valverde dio entrada a varios jugadores del filial, que tan buen gusto dejaron en el primer partido de pretemporada ante el Tottenham. Riki Puig, Ballou, Monchu y Miranda, entre otros.


Ballou Tabla, en una internada por banda izquierda, sirvió el segundo gol a Malcom que, en el segundo palo, remató el centro a placer. Tras el gol de Malcom (min.48), Valverde acabó de dar entrada a los últimos jugadores de la cantera. La posesión del balón continuó estando en poder del Barça.


Eusebio Di Francesco cambió la tendencia a lo largo de la segunda parte al dar entrada a la mayoría de sus titulares. Pastore, Fazio, Kolarov, Schik, Perotti y Gonalons, entre otros, elevaron el ritmo y plantaron cara a un Barça repleto de jugadores del filial que poco a poco se vieron superados por el equipo romano.


La enorme presión de los jugadores de Di Francesco dio sus frutos y en el minuto 77, Florenzi, tras una pérdida de balón del Barça en medio campo, marcó tras una afortunada jugada de Perotti. La Roma empataba el partido y tan solo 5 minutos después, Cristante anotaba el tercer gol y Perotti marcaba de penalti el cuarto en el minuto 85 tras una falta de Chumi dentro del área. El Barça acabó apagándose ante una Roma mucho más experta.


   Ter Stegen vuelve con el grupo y ve al Barça en el buen camino