Cae una banda dedicada a la falsificación de documentos de residencia en Barcelona y Madrid

|


Policía Nacional (CNP EP)

Fuente: CNP/Europa Press


La Policía Nacional ha desmantelado una organización dedicada a la falsificación de documentos para extranjeros y tarjetas de residencia y han detenido a 12 personas de origen colombiano. La banda, que estaba asentada en Madrid, vendía esta documentación, principalmente, a mujeres colombianas que ejercen la prostitución en Barcelona


La investigación comenzó tras la detención de un ciudadano colombiano por falsedad documental al descubrirse durante un control que portaba una tarjeta de extranjero falsa. 


La organización prometía a extranjeros indocumentados legalizar su situación administrativa en España con tarjetas de residencia falsas por las que llegaban a cobrar hasta 6.000 euros en varios pagos. La banda obtenía la información del solicitante comenzando con una serie de trámites de residencia que sí son legales para después emplearlos en la falsificación de los documentos y el estampado en pasaportes de sellos de la zona Schengen. 


Los focos de captación según ha informado la Policía, se han ubicado en Madrid capital y en los municipios madrileños de Parla y Coslada. Sin embargo, fue en Barcelona donde se vendieron la mayor parte de estas falsificaciones a mujeres de origen colombiano que ejercen la prostitución. Los agentes han identificado a la persona encargada de la captación como la pareja del responsable de clubes de alterne en la Ciudad Condal. 


Los 12 ciudadanos detenidos se enfrentan a cargos de pertenencia a organización criminal, estafa, falsedad documental o infracción de la ley de extranjería. Durante el operativo se han producido 6 detenciones en Madrid, 4 en Barcelona, una en Pamplona y otra en Mallorca



   ​Desmantelada una organización dedicada a la explotación laboral de inmigrantes en Córdoba
   Se multiplica por mil la llegada de menores migrantes no acompañados a España
   Desarticulada una organización dedicada a distribuir billetes falsos