Maduro acusa a EEUU de intentar sabotear las elecciones en Venezuela

|


Maduro (Twitter)

Nicolás Maduro ante los observadores internacionales. Fuente: Twitter Maduro


El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ha acusado este sábado a Estados Unidos de imponer sanciones económicas contra el 'número dos' del chavismo, Diosdado Cabello, con el objetivo de "sabotear y enturbiar" las elecciones presidenciales que tendrán lugar este domingo en el país, según ha informado el diario El Comercio.


"No sorprende que en vísperas de un nuevo proceso electoral, donde el pueblo venezolano saldrá a defender su democracia en contra de las agresiones imperiales, una vez más el régimen estadounidense de turno intente sabotear los comicios mediante el uso de medidas ilegales de coerción", ha indicado el ministerio de Exteriores venezolano en un comunicado, publicado en su cuenta oficial de Twitter.


El presidente y candidato a la reelección, Nicolás Maduro, ha denunciado de la manera "más contundente y categórica" posible ante la comunidad internacional lo que ha calificado de un "nuevo ataque por parte del régimen supremacista, racista y belicista de Estados Unidos de América".


El mandatario ha insistido en que "el único objeto" de estas sanciones contra tres altos funcionarios de su Gobierno lo único que buscan es "enturbiar el proceso electoral" para elegir al próximo jefe de Estado y parlamentarios. Las medidas, por tanto, forman parte de "la sistemática campaña de agresiones del régimen supremacista del Presidente Donald Trump contra nuestro país, carecen de basamento legal alguno, constituyen una flagrante violación de la Carta de las Naciones Unidas", según ha agregado la Cancillería venezolana en el comunicado.


Sanciones a la cúpula venezolana


Este mismo viernes, Estados Unidos adoptó nuevas sanciones contra 4 venezolanos: Diosdado Cabello y tres empresas relacionadas con Venezuela. El Departamento del Tesoro ha ampliado las medidas punitivas contra la cúpula venezolana incluyendo a Cabello, a su hermano José David; a su mujer, Marleny Josefina Contreras; y a Rafael Alfredo Sarria, "testaferro" de la familia Cabello.


Washington ha explicado que con ello pretende atacar a "las figuras clave de la red corrupta de Cabello", a la que ha acusado de narcotráfico, malversación y blanqueo de capitales. "El pueblo venezolano sufre por la corrupción político de quienes refuerzan su poder mientras llenan los bolsillos", explicó el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin.


Diosdado Cabello, por su parte, se ha limitado a responder a través de unos mensajes en Twitter en los que asegura que las sanciones económicas le hacen sentir "liberado" y que demuestran que va por "el camino correcto".


Las sanciones llegan en vísperas de las elecciones presidenciales previstas de este domingo, a las que Nicolás Maduro concurre prácticamente en solitario porque las principales fuerzas opositoras han decidido no participar alegando que se trata de un proceso fraudulento.


La oposición ha pedido a la comunidad internacional que aumente las sanciones contra Maduro y sus colaboradores para favorecer el "cambio" político en la nación caribeña. Estados Unidos y la Unión Europea han criticado el proceso electoral y numerosos países han avanzado que no reconocerán los resultados oficiales.


   ​Santos acusa a Maduro de llevarse colombianos a Venezuela para votar en las elecciones
   Odebrecht sólo finalizó 9 de las 33 obras contratadas en Venezuela, según Transparencia Internacional
   ​Luz verde de la Asamblea de Venezuela para continuar con el proceso judicial por corrupción contra Maduro