​El 'perdón' de ETA llega tarde y no le sirve a las víctimas

José Jesús, víctima de ETA: “No basta con pedir perdón cuanto se llevaron a un hijo por delante”
|


20180420 391340 MariMarBlancoMO 1 1

María del Mar Blanco, presidenta de la Fundación Víctimas del Terrorismo. Fuente: Europa Press

Las víctimas de ETA no se creen las palabras de la banda terrorista y piden hechos. Una veintena de asociaciones de víctimas del terrorismo han recalcado este viernes que el perdón de ETA no será creíble hasta que esclarezcan todos sus asesinatos y hasta “cada uno de sus responsables haya cumplido su condena”.


Además han criticado que en su escrito la organización haga una distinción entre víctimas y les han exigido que muestren pasos fehacientes” para que ese perdón “no sea papel mojado”. Por ello le han reclamado, entre otras cuestiones, que pongan fin a los actos de homenaje a terroristas cuando salen de la cárcel y que colaboren con la Justicia  para esclarecer los más de 300 asesinatos todavía por resolver.


Todas las víctimas son iguales. Todas las víctimas son inocentes y ninguna persona asesinada tenía la responsabilidad o culpabilidad para ser asesinada” 

Por medio de un comunicado la Fundación Víctimas del Terrorismo, en nombre de una veintena de asociaciones contra el terrorismo, ha calificado de “inadmisible” que ETA diferencie entre dos tipos de víctimas: “Las disculpas a las víctimas eran imprescindibles, pero hace muchos años que debían haberse producido, y resulta inadmisible que pretenda diferenciarse entre dos tipos de víctimas las ‘ajenas al conflicto’ y las que, en opinión de los terroristas, no lo eran”, reza el escrito en el que agradecen también a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado su labor y sacrificio, por lo que merecen la “más alta consideración y su eterna gratitud”.


Asimismo han recordado que aún quedan “más de 300 crímenes de ETA sin esclarecer, además de víctimas desaparecidas” y que “hasta que todos y cada uno de los responsables haya cumplido su condena, no podremos considerar plenamente creíble esta petición de perdón”.


En relación al reconocimiento del daño causado, han manifestado que ETA, pese a llevar en el contenido de su escrito una disculpa, “no renuncia a buscar elementos de exculpación de actuaciones que nunca encontraran justificación, tratando de anclar en un conflicto existente el horror sembrado durante décadas de nuestra democracia”.


María del Mar Blanco, presidenta de la Fundación y hermana del concejal de Ermúa ejecutado por ETA en 1997, Miguel Ángel Blanco, ha reiterado en declaraciones a los medios que el comunicado de la banda no le sirve de perdón porque solamente es un escrito dirigido al pueblo vasco y distingue las víctimas: “Todas las víctimas son iguales. Todas las víctimas son inocentes y ninguna persona asesinada tenía la responsabilidad o culpabilidad para ser asesinada”.





“Es una pantomima, no basta con pedir perdón cuando se llevaron a un hijo por delante”


Al padre del joven guardia civil de Talavera de la Reina (Toledo), José Ángel de Jesús Encinas, asesinado en el año 2000 en la localidad de Sallent de Gállego (Huesca) junto a su compañera Irene Fernández, no le basta tampoco con el 'perdón selectivo' manifestado hoy por ETA. José de Jesús ha considerado que el escrito de la banda terrorista es una “pantomima más”, al valorar que “no es suficiente con pedir perdón cuando se han llevado a un hijo por delante”.


“Para que a mí me valga de algo lo primero que tiene que hacer es entregar la totalidad de las armas y colaborar con la Justicia en los más de 300 asesinatos sin esclarecer” 

En declaraciones a Europa Press, ha dicho que no se cree el arrepentimiento de los integrantes de la banda terrorista y ha expresado que las víctimas lo único que quieren es “vivir en paz”. Y ha añadido que, aunque le pidan perdón, “jamás” va a aceptar esas disculpas, porque le quitaron a su hijo con solo 22 años y porque tampoco puede perdonar después de la “cantidad de víctimas que han fallecido, incluso niños, en las Casas Cuartel y en la calle”.


En su opinión esta declaración “es más de lo mismo” y no le sirve “de nada” su perdón por el daño causado porque su hijo ya no está. En este sentido ha declarado que estas palabras serían útiles si se convirtieran en hechos: “Para que a mí me valga de algo lo primero que tiene que hacer es entregar la totalidad de las armas y colaborar con la Justicia en los más de 300 asesinatos sin esclarecer”.


Asimismo, como víctima de ETA, De Jesús ha mantenido que este proceso hacia la disolución no puede ser “borrón y cuenta nueva” y que los criminales no se pueden “ir de rositas”, pues deben cumplir sus penas íntegras y dejar de hacer “tanto homenaje a cualquier asesino que sale de prisión” que, según él, es “enaltecimiento del terrorismo puro y duro”.


De Jesús ha recordado que su familia revive el sufrimiento por el asesinato de su hijo “cada día” y que esta situación “se agudiza más por noticias como ésta”. “Esto es crónico, después de 18 años sin nuestro hijo”, ha señalado el padre del guardia civil fallecido que ha reiterado que para él los integrantes de ETA seguirán siendo unos “asesinos”, tanto ellos como los que han colaborado con ellos y “ahora están metidos en las instituciones”. 


   Otegui destaca la declaración de ETA por su “autocrítica” en un contexto de “deriva autoritaria del Gobierno del PP”
   Urkullu pide a ETA que en su final "tenga en la misma consideración a todas las víctimas"
   ​Perdón selectivo de ETA a las víctimas de sus atentados terroristas