Boadella, presidente de Tabarnia, visita la casa de Puigdemont en Waterloo

Perfomance de Plataforma por Tabarnia frente a la vivienda del "fake President"
|



El presidente de Tabarnia y 'especialista en paranoias regionales', Albert Boadella, se traslada este jueves hasta la puerta de la vivienda de  Carles Puigdemont en Waterloo (Bélgica), acompañado de otros miembros de la Plataforma por Tabarnia, con el objetivo de "celebrar una cumbre internacional al más bajo nivel".


"Hemos venido aquí a reunirnos con el fake president en una conferencia al más bajo nivel entre un presidente legítimo como soy yo y un presidente legítimo como es él", ha afirmado el actor catalán con ironía, que ha instado a Puigdemont a volver a España ya que "le está esperando don Pablo Llarena" para responder por la causa judicial pendiente.



"Nos ha dejado pelados, sin un duro", ha dicho sobre la situación económica en Catalunya, donde actualmente "no hay gobierno. El único gobierno que existe es el nuestro: el de Tabarnia". Asimismo ha señalado que no le extraña que Puigdemont no quiere reunirse con él (el expresidente ha viajado este jueves a Helsinki para hablar de la situación en Catalunya en el parlamento de Finlandia) y ha manifestado que de haberlo visto le habría dicho "que ha montado un buen lío, no ha pensado en los catalanes y se ha aprovechado de la buena fe de la gente". 


En la perfomance que ha llevado a cabo la Plataforma por Tabarnia frente a la casa del expresidente de la Generalitat se ha podido ver a Boadella vestido con una bata blanca en la que se leía en una pequeña placa 'especialista en paranoias regionales'. El actor catalán, como presidente de Tabarnia, iba acompañado de dos miembros de la plataforma vestidos de Mossos y ha salido de su 'casa' en Bruselas, una tienda de campaña situada frente a la mansión de Puigdemont.  



   Unos 15.000 tabarneses se manifiestan en Barcelona por España, por Catalunya y por Tabarnia
   ​Recogida de firmas para que la plaza barcelonesa Països Catalans pase a llamarse Tabarnia
   Tabarnia ya es una realidad