Junqueras insiste a Llarena para que acumule a su investigación la causa contra Trapero

Acusa al Supremo de ser arbitrario al seleccionar a unos ciudadanos u otros
|


Junqueras y consellers

Oriol Junqueras y los exconsellers a su llegada al Tribunal Supremo. Fuente: Europa Press


El exvicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras, en prisión desde el pasado 2 de noviembre por su implicación en el Procés, ha presentado un nuevo recurso ante el magistrado del Tribunal Supremo, Pablo Llarena, en el que insiste en que el Alto Tribunal acumule en su procedimiento la instrucción que realiza la Audiencia Nacional por delitos de sedición contra el que fuera major de los Mossos d'Esquadra, Josep Lluis Trapero.


El recurso se presenta tras rechazar el juez una primera petición en dicho sentido, una decisión que según la defensa de Junqueras "no es otra cosa que una manifestación concreta del escenario de indefensión y de transgresión del proceso debido que a juicio de esta parte, dicho sea con todos los respetos, se está produciendo ya desde que se incoara la causa especial de referencia" en el Tribunal Supremo.


A lo largo de diez páginas de escrito, la defensa de Junqueras insiste en que la investigación de este asunto se desarrolla como un puzzle de seis piezas diferentes con el fin de "criminalizar el independentismo catalán".


Acusa al Supremo de seleccionar a unos ciudadanos u otros


Acusa al TS de ser arbitrario al seleccionar a unos ciudadanos u otros "dentro de este esquema general de investigación de una dinámica que se tilda de 'rebelde' en todos los procedimientos pero se disecciona artificialmente para la obtención de ventajas estratégicas" de carácter procesal.


Añade que por un lado se habla de hechos "inescindibles" mientras que por otro lado el procedimiento se nutre fundamentalmente de la prueba proveniente del Juzgado de Instrucción nº13 de Barcelona, donde otro juez investiga la organización y celebración del referéndum del pasado 1 de octubre.


"En ocasiones los ejemplos son de una evidencia incontestable cuando en la presente causa los interrogatorios, por ejemplo, al investigado señor Forn (por Joaquim Forn, exconsejero del Interior igualmente en prisión) se dirigen a imputar al señor Trapero, no investigado en la presente causa", en base a elementos obtenidos de la instrucción de Barcelona, "en la que no son parte ni el señor Trapero ni el señor Forn".


"Ni el más partidario de las tesis de acusación puede defender", según el abogado Andreu Van den Eynde, que dos órganos jurisdiccionales distintos -Audiencia Nacional y Juzgado de Instrucción de Barcelona- estén instruyendo al mismo tiempo los delitos de sedición y rebelión, como lo hacen, sin destruir los cimientos mismos del sistema penal de justicia y el derecho al juez ordinario predeterminado por la ley".


La última pieza del "puzzle", según la defensa de Junqueras, sería la parte del proceso que se instruye "contra quienes se definen como líderes del proceso de autodeterminación pero que depende de otros procedimientos en los que los investigados no tienen capacidad de influencia ni participación contradictoria".


El escrito dice que "a día de hoy ya no queda libre de crítica y acusación ninguna institución catalana: políticos rebeldes, ciudadanía abducida, docentes adoctrinadores, medios de comunicación parciales, médicos y bomberos sediciosos, artistas y humoristas apologetas, etc., hasta el punto de que hay quien dice que se acusa a los catalanes en su conjunto".


   El exmajor Trapero imputado por la juez Lamela por un nuevo delito de sedición durante el 1-O
   Llarena rechaza la petición de Forn de ampliar la causa del Procés contra Trapero
   Junqueras pide amparo al Tribunal Constitucional